26/03/2020 | 4 MINUTOS DE LECTURA

Fabricantes de autos y aviones buscan acelerar la provisión de ventiladores respiratorios

Facebook Share Icon LinkedIn Share Icon Twitter Share Icon Share by EMail icon Print Icon

Fabricantes de autos y aviones suman fuerzas con empresas de salud para fabricar los ventiladores que demanda la emergencia sanitaria por el coronavirus.

Este martes 22 de marzo la Food and Drug Administration (FDA) de los Estados Unidos anunció que modificó temporalmente sus requisitos de aplicación e inspección con el propósito de permitir que empresas externas a la industria de la salud —como los fabricantes de automóviles y provenientes de otros sectores—, comiencen a fabricar piezas necesarias para poder producir ventiladores y demás equipos respiratorios para atender la crisis de salud generada por el COVID-19.

Los ventiladores, que ayudan a los pacientes a respirar moviendo mecánicamente aire dentro y fuera de los pulmones, se necesitan con urgencia a la luz del actual brote global de coronavirus COVID-19.

“En todo el país, las ciudades y los hospitales han reportado una disminución rápida de los suministros de ventiladores y camas abiertas de cuidados intensivos para las personas que necesitan ayuda para respirar, y el número de casos confirmados de COVID-19 continúa aumentando. Los totales de Estados Unidos se han duplicado y más en los últimos cinco días hasta superar los 35,000 el 23 de marzo”, señala el portal Fierce Biotech.

En todo el país, las ciudades y los hospitales han reportado una disminución rápida de los suministros de ventiladores para las personas que necesitan ayuda para respirar.

La nueva política facilitará que los fabricantes reutilicen sus líneas de producción, dijo el secretario del Departamento de Salud y Servicios Humanos, Alex Azar. Asimismo, permite a los hospitales reutilizar el hardware que pueden tener para servir como ventiladores improvisados, como dispositivos de presión positiva continua en las vías respiratorias o máquinas CPAP, utilizadas para tratar la apnea del sueño.

De igual forma, “los fabricantes de dispositivos médicos pueden hacer cambios más fácilmente a los productos existentes, como cambios a proveedores o materiales, para ayudar a abordar las limitaciones de fabricación actuales o la escasez de suministros”, dijo Azar en un comunicado de la FDA.

Por su parte, Stephen Hahn, comisionado de la FDA, describió estas medidas como un paso para ofrecer “máxima flexibilidad regulatoria” al tiempo que se da supervisión de la agencia.

“Seguiremos colaborando con los fabricantes de dispositivos médicos tradicionales y con otros fabricantes sobre las formas en que podemos facilitar un aumento de la producción de estos dispositivos médicos que salvan vidas”, dijo Hahn.

General Motors anunció que trabajaría en colaboración con el fabricante de ventiladores Ventec Life Systems para aumentar su producción. No obstante, el fabricante de automóviles de Detroit ha suspendido las operaciones en todas sus plantas de América del Norte, debido a las condiciones del mercado y para dar a las instalaciones la oportunidad de limpiar en profundidad maquinaria y espacios de personal contra el coronavirus.

La suspensión estructurada, planta por planta, durará al menos hasta el 30 de marzo, dijo GM, y la producción posterior se reevaluará semanalmente.

Ford y Fiat Chrysler están tomando medidas similares en sus fábricas en los Estados Unidos y en todo el mundo. Ford anunció que se asociará con 3M y GE Healthcare para comenzar a producir máscaras faciales y ventiladores.

General Motors, Ford y Fiat Chrysler han anunciado colaboraciones con empresas de salud para apoyar la fabricación de ventiladores.

Esta colaboración permitiría fabricar un respirador de nuevo diseño y aumentar la producción del respirador purificador de aire con motor de 3M, que utiliza un soplador en lugar de energía pulmonar para extraer aire a través del filtro. Ford dijo que los empleados sindicalizados podrán fabricar los nuevos respiradores.

Mientras tanto, el CEO de Tesla, Elon Musk y Medtronic, tuitearon durante el fin de semana que habían tenido discusiones de ingeniería sobre la producción de ventiladores y la posibilidad de trabajar en todas las industrias.

Rivales suman fuerzas en Reino Unido

Las compañías automotrices y aeroespaciales del Reino Unido trabajan juntas para producir miles de ventiladores más y satisfacer la necesidad urgente en medio de la creciente pandemia de coronavirus, publicó el portal Engineering & Technology.

La semana pasada, el primer ministro inglés, Boris Johnson, pidió a la industria que se uniera en un esfuerzo extraordinario para fabricar más ventiladores para el NHS. Su gobierno ha dicho que la industria debería apuntar a entregar 5,000 ventiladores dentro del próximo mes.

Se espera que se requieran de 20,000 a 30,000 para apoyar a los pacientes vulnerables durante la pandemia. Según el Ministro de Salud, Matt Hancock, el NHS tiene acceso a 12,000 ventiladores, incluidos cientos compartidos por hospitales privados, miles recién comprados a proveedores existentes y varios prestados por el Ministerio de Defensa.

Sin embargo, aún se necesitan miles de ventiladores más y Johnson ha conversado con docenas de compañías de ingeniería para que se unan al esfuerzo, hecho que no tiene precedentes en tiempos de paz.

Un consorcio de compañías aeroespaciales y automotrices denominado “Catapultar la Manufactura de Alto Valor”, que incluye Airbus, GKN, Renishaw y Thales se conformó la semana pasada. El órgano está liderado por Meggitt, que produce sistemas de oxígeno para aviones. JCB, Rolls-Royce y Unipart también han expresado interés en unirse. Como el distanciamiento social obliga a la fabricación no esencial a detenerse, muchos fabricantes tienen un espacio de fábrica no usado que podría convertirse en líneas de producción de ventiladores temporales.

Airbus, GKN, Renishaw y Thales forman parte de un consorcio sin precedentes para fabricar ventiladores.

El consorcio está considerando la posibilidad de desarrollar un ventilador de nuevo diseño, creado para una fabricación rápida. Sin embargo, un nuevo ventilador aún tendrá que superar obstáculos legales y regulatorios complejos, incluso si los reguladores priorizan la evaluación.

Empresa de Canadá firma convenio con el gobierno de Trudeau

En Toronto, Ontario, la empresa Thornhill Medical dijo está lista para comenzar a fabricar ventiladores en un intento por satisfacer la demanda esperada ante la nueva pandemia de coronavirus.

Thornhill Medical fabrica un tipo de ventilador que es compacto, autónomo y portátil, llamado MOVES SLC.

Esta empresa firmó una carta de intención con el gobierno federal, y afirma que su dispositivo puede proporcionar todas las funciones cruciales de una unidad moderna de cuidados intensivos, con la energía de la batería.

 

CONTENIDO RELACIONADO


Temas relacionados