03/02/2020 | 5 MINUTOS DE LECTURA

Elegir entre un transportador y procesamiento por lotes

Facebook Share Icon LinkedIn Share Icon Twitter Share Icon Share by EMail icon Print Icon

Aunque muchas compañías se están cambiando a procesamiento con transportador o continuo, Bob Hauck, de Spray Systems, afirma que hay ventajas y desventajas en cada tipo de sistema de procesamiento.

Pregunta: Estamos buscando incluir una nueva línea de pintura en nuestra operación de manufactura y nos preguntamos acerca de cuáles son las ventajas y desventajas de un transportador en comparación con un sistema de procesamiento por lotes.

Respuesta: Tanto los transportadores como el procesamiento por lotes tienen distintas ventajas y desventajas, dependiendo de los procesos empleados en la línea de ensamble. El procesamiento por lotes es un proceso rentable y bien establecido que, a veces, puede ser la única opción para ciertos productos. Sin embargo, éste no funciona bien para la producción de partes de gran volumen. Puede demandar mucho tiempo y es más probable que sea menos adaptable al error que otros métodos.

El procesamiento con transportador es mucho más rápido y eficiente. También más fácil de ampliar para satisfacer las demandas de los clientes y para solucionar problemas, pero puede tener inconvenientes o requisitos especiales con elementos que involucran pasos de curado o un proceso más complicado. Definiremos cada proceso y cómo cada uno puede afectar positiva o negativamente el flujo de producción general.

Procesamiento por lotes

El procesamiento por lotes comúnmente se usa en aplicaciones químicas (incluyendo acabado) y traslada grupos de partes de un proceso a otro. Por ejemplo, si hay una inmersión química y luego un proceso de curado, 10 partes podrían ser sumergidas a la vez y después ser transferidas juntas al curado. Si se realiza una representación gráfica, el sistema por lotes aparecerá como una función escalón. Hay un lote grande en progreso a través del flujo de ensamblaje porque múltiples partes están siendo tratadas a la vez. Luego, el progreso se nivela a medida que las piezas esperan para ser movidas a la siguiente etapa del proceso de producción.

Ventajas: Las técnicas del procesamiento por lotes están bien establecidas y pueden ser a veces la única opción para ciertos procesos de material. Sin embargo, el procesamiento por lotes no funciona bien para grandes volúmenes de partes, ya que requiere que sean trasladadas manualmente a la siguiente etapa del proceso de acabado. Las principales ventajas del sistema por lotes son el ahorro en costos, la versatilidad de trabajo y el uso de incluso menos área de espacio que el procesamiento con transportador. Es la solución ideal para las compañías cuyo proceso de recubrimiento supera el proceso de fabricación. Esta es la opción “ahorro de espacio”.

Desventajas: Aunque se procesan a la vez múltiples partes, el tiempo asociado de espera con el procesamiento por lotes puede ser una desventaja. El lado negativo de un movimiento escalonado es la gran cantidad de tiempo en el que no se avanza en una pieza en particular. Las ineficiencias surgen cuando hay piezas esperando por otras que están antes para el siguiente proceso. También puede ser más difícil reconocer y reaccionar a problemas en un flujo de procesamiento por lotes. Si se identifica un problema, es probable que haya afectado a un elevado número de piezas en el lote que se está procesando. Esto conduce a más desperdicios cuando se identifican los problemas. Muchas de las piezas en el lote podrían tener que ser descartadas o reprocesadas. Debido a estas desventajas, muchas compañías están trabajando para convertir sus fábricas a sistema continuo o con transportador. 

Procesamiento con transportador

En el procesamiento con transportador, cada pieza se mueve a través del proceso de manufactura a la misma velocidad. Si se representa gráficamente, el procesamiento con transportador se verá como una línea recta moviéndose de principio a fin. No hay tiempos de espera o tiempos muertos porque el avance se da de manera constante. Los transportadores se emplean a menudo para transferir piezas de un proceso a otro, como en un sistema de acabado de pintura.

Ventajas: Con frecuencia, el procesamiento con transportador puede generar productos con acabado a una velocidad mayor que en el procesamiento por lotes. No hay tiempos de espera mientras la pieza anterior se está procesando. Los productos se mueven constantemente hasta su terminación. A diferencia del procesamiento por lotes, los procesos con transportador se pueden ajustar para cumplir con los requerimientos de los clientes. Una línea con transportador a menudo se puede desacelerar o acelerar para satisfacer demandas cambiantes. Por el contrario, un proceso por lotes diseñado para lotes de 100 unidades, no será capaz de acomodar fácilmente lotes de 50 o 200 unidades. Generalmente, es más fácil detectar y corregir las deficiencias de acabado del producto en el procesamiento con transportador. Si un solo elemento está deficiente, la línea se puede detener y corregir antes de que cualquier otra pieza llegue a esa parte del proceso de acabado. La habilidad de parar la línea reduce el desperdicio. Un lote entero no se descartará si hay un problema en un solo proceso. El procesamiento con transportador es muy adecuado para fabricantes con un alto volumen de piezas, ya que no requerirá que se muevan manualmente las piezas a la siguiente fase del proceso de acabado. Sin embargo, es importante tener en cuenta que el flujo continuo de un transportador no es adecuado para líneas que contienen piezas de diferentes tamaños y formas.

Desventajas: Existen procesos que simplemente no pueden ser continuos. El tiempo de espera está integrado en el proceso mismo. Esperar por el curado de elementos o que sufran reacciones químicas, no encaja muy bien con el procesamiento mediante transportador. Aunque tiene muchas ventajas, no todas las líneas de producción pueden ser continuas. Depende de los procesos en la línea y del producto.

Aunque muchas compañías se han convertido al procesamiento con transportador o de producción continua, existen ventajas y desventajas para cada tipo de proceso. El procesamiento por lotes está bien establecido. A veces un proceso por lotes es la única manera de completar cierta tarea, como lo es realizar el acabado de piezas más grandes. El tiempo de espera está integrado dentro de algunos procesos. Sin embargo, para procesos que pueden hacerse continuos, hay ventajas al incluir un transportador. Cada pieza avanza constantemente hasta su terminación. También es más fácil identificar cuándo una pieza es deficiente y hacer las correcciones antes de que la próxima pieza se vea comprometida. A pesar de las ventajas del procesamiento por transportador, cada compañía tiene requisitos propios que pueden ser más adecuados para un procesamiento por lotes.


Bob Hauck es vicepresidente de Spray Systems.

 

 

CONTENIDO RELACIONADO


Temas relacionados

Recursos